Independiente se conoró campeón de la Copa Sudamericana tras igualar como visitante frente a Flamengo por 1-1. El conjunto argentino jugó de igual a igual en el mítico Maracaná y calló a las decenas de miles de hinchas que coparon el estadio e hizo delirar a sus 4 mil hinchas presentes en el estadio y a otros 11 mil que viajaron sin entrada y deben estar de festejo por Río de Janeiro.

Durante toda la serie, el Rojo tuvo la templanza para jugar las finales como se debe: en los dos partidos arrancó abajo en el marcador y supo como reponerse. En Avellaneda caía 1-0 y ganó 2-1 y en Brasil arracó perdiendo y lo empató.

En el Maracaná, Lucas Paquetá puso el 1-0 a los 30 minutos e igualaba la serie pero 10 minutos después, Ezequiel Barco anotó el empate de penal. Al juvenil no le pesó la responsabilidad y sentenció el empate que a la postre le dio el titiulo a Independiente. Sí, volvió el Rey de Copas.

Independiente campeón.Foto @afa
Independiente campeón.Foto @afa

De 12 partidos, Independiente ganó 10, lo que demuestra que bajo la dirección de Ariel Holan, el equipo no cambió la mentalidad y salió a ganar en todas las canchas.