Un grupo de barrabravas de San Lorenzo visitó al plantel cuando este llegó a la concentración en un hotel capitalino, luego de la estrepitosa derrota sufrida como visitante de Quilmes por un contundente 3 a 0 por la octava fecha del Torneo de Primera División.

Estos barras se presentaron en el hotel y le pidieron explicaciones a los jugadores, para lo que se reunieron con cuatro referentes: Néstor Ortigoza, Matías Caruzzo, Julio Buffarini y Leandro Romagnoli. El encuentro se extendió por aproximadamente una hora.

Fueron muchos los barras que se hicieron presentes en el hotel Intercontinental, pero fueron sólo unos pocos los que tuvieron la chance de hablar con los futbolistas.

Simultáneamente la dirigencia de San Lorenzo desmentía de manera extraoficial que el técnico Pablo Guede hubiera presentado la renuncia en el vestuario.

Más allá de la preocupación mostrada por el presidente Matías Lammens en ese lugar, no está en la intención de la dirigencia rescindir el vínculo del entrenador.

Sin embargo los directivos tienen pensado pedir una reunión con el técnico y algunos de esos referentes para escuchar las explicaciones sobre una actualidad que tiene a San Lorenzo con ocho partidos sin ganar.

Es que el Ciclón no solamente quedó a cinco puntos del líder de la Zona A, Godoy Cruz, al que enfrentará dentro de dos fechas en Mendoza, sino que en la Copa Libertadores de América está atado a ir a buscar los tres puntos ante Toluca, en México, para asirse a una quimérica posibilidad de seguir con vida en este certamen que supo ganar en 2014.