En la gris tarde de sábado, cuando se esperaba una conferencia de prensa tradicional y poco jugosa, Carlos Tevez rompió los moldes. "Sería un quilombo bárbaro si dijera que me gusta jugar de segunda punta,¿no? ja", preguntó el Apache al auditorio y con esa sola pregunta admitió la discrepancia que existe entre sus movimientos en la cancha y la idea de Gerardo Martino de colocarlo como referencia de área.

Hace ya muchos años que Carlos Tevez no juega de 9, en las últimas temporadas brilló como segunda punta en Juventus y ahora se coloca detrás de Jonatan Calleri en Boca. Sin embargo, Gerardo Martino en su deseo- y el deseo popular- de regresar al Apache a la Selección- ha decidido colocarlo como centrodelantero, debido a que en su esquema se priorizan los extremos y no hay espacio para segundas puntas. El análisis era simple pero ahora la diferencia es que el mismo futbolista confesó la falencia.

"Me siento muchísimo mas cómodo jugando de segunda punta"

"Me siento muchísimo mas cómodo jugando de segunda punta y hoy ya de grande me gusta mas atrás. Todos saben que me siento mucho mejor jugando de segunda punta, pero es cierto cuando el Tata dice que de 9 es donde mejor rendí. He jugado de nueve con Bianchi y rendí", analizó el Apache.

Más allá de la discrepancia con el entrenador acerca de su posición en la cancha, Tevez adelantó que está en duda para el partido del martes ante Paraguay: "Vengo arrastrando una lesión, por eso hoy no me entrené, pero vamos a tratar de estar disponible para estar el martes".

Por último cuando le preguntaron por qué no podía rendir en la Argentina como lo hace en sus equipos, Tevez confesó que aún no lo tiene claro y le da algo de nervios volver a vestir la camiseta: "No sé, hace mucho que no vestía la camiseta, a medida que pasen los partidos, me voy a ir sintiendo mejor y también acostumbrando a jugar de 9".