Gerardo Martino no puso excusas y admitió que el seleccionado argentino tuvo una opaca actuación en la derrota ante Ecuador en el estadio Monumental. "No destaco nada, jugamos muy mal con y sin la pelota. Lo malo es todo", fueron sus duras conclusiones tras el partido.

Sin embargo para el Tata, los últimos minutos donde Ecuador consiguió la diferencia no fueron los peores de la Argentina: "Ellos tuvieron llegadas más claras en el primer tiempo que en el segundo, perdimos la forma del equipo, dejamos de ocupar los costados. Era muy difícil conseguir el empate a través de una jugada colectiva, dependíamos de lo individual", analizó.

"No estuvimos bien para pasar la pelota y estar finos. Realmente fue una mala noche. Ecuador nos superó, esperó y nos hicieron daño. La mayoría de nuestros puntos son flojos. El análisis da para hablar demasiado", explicó Martino en diáologo con TyC Sports.

Por otra parte, el técnico lamentó la lesión de Agüero: "Tenía algún problema que arrastraba desde su equipo, estaba muy cómodo, se estaba moviendo bien pero sintió la molestia".